“El gran impedimento que tenemos hoy es el deseo desmedido de estos jugadores por ir al Mundial, porque si no estuvieran todo el tiempo pensando en eso, quizá tendríamos la tranquilidad para jugar con más calma y precisión”, indicó Sampaoli en su último contacto con la prensa antes del trascendental partido de mañana que puede llevar a Argentina directamente a Rusia, ponerlo en una instancia intermedia de repechaje o directamente quedar eliminado.

“Estamos preparados. Es un partido límite y lo vivimos así, preparándonos de la mejor manera. Sabemos que llovió muy intensamente en Quito hoy y bajo eso habrá que adaptarse. El Atahualpa es un estadio difícil para jugar directo, porque la pelota tiene poca caída, pero además lo haremos ante un equipo que es especialista en jugar en la altura”, resaltó.

El ‘Zurdo’ de Casilda reveló que en todos los partidos que analizó desde que se convirtió en el sucesor de Edgardo Bauza “siempre se encontró que lo pregonado como entrenador tuvo avances en diversas facetas. Pero igual debemos ser consecuentes con la idea e ir al Mundial de esa manera. Ojalá en este partido se nos abra el arco”, se ilusionó.

Fuente: Télam

Artículos Relacionados