En un control de ruta de rutina sobre Ruta Nacional N° 9, a la altura de Sinsacate, personal de Gendarmería Nacional detuvo a un vehículo y constató que transportaba varias cajas y bolsas con semillas de diferentes especies de vegetación nativa e insectos muertos.

Luego de revisar las cajas, los gendarmes trasladaron a los pasajeros al destacamento para realizar las averiguaciones correspondientes y dieron aviso a la Dirección de Policía Ambiental, organismo competente en el control y fiscalización en materia hídrica-ambiental de la provincia de Córdoba.

Se trataba de personas extranjeras provenientes de Finlandia que recolectaron semillas e insectos en Catamarca y La Rioja sin autorización alguna, y violando la Ley Nacional N° 23.375 de Conservación y Protección de la Diversidad Biológica, que establece que para realizar esta actividad se debe contar con una autorización donde quede establecido el motivo por el que se realiza la recolección.

Según informó el director de la Policía Ambiental, Adrián Rinaudo, los elementos secuestrados estaban catalogados en diferentes cajas y bolsas: “Se secuestraron más de 5.500 insectos voladores y arácnidos sin vida, catalogados y rotulados en diferentes cajas y sobres; también una bolsa con 79 semillas de diferentes especies de vegetación nativa”, puntualizó el funcionario.

Gobierno de Córdoba

Artículos Relacionados